¿POR QUÉ SE LES LLAMA GATOS A LOS MADRILEÑOS?

No, no es porque seamos ariscos, o muy independientes y mucho menos porque nos defendamos con uñas y dientes… Quizás sea verdad que los madrileños tenemos características en común con los felinos: somos muy inteligentes (ejem, vale y muy chulos), nos gusta descansar (valoramos una buena siesta) y nos encanta disfrutar de la calle tanto por el día (terraceo bajo el sol), como por la noche (esas fiestas hasta las 6:00 am). Pero la razón para que se nos llamen gatos a los madrileños tiene más historia de la que parece.

El apodo se lo debemos a la agilidad de un intrépido soldado que atacó una fortaleza enemiga.

porque a los madrileños se les llama gatos muralla

EN EL MOMENTO EN QUE MADRID ESTABA AMURALLADA…

El Madrid de la Edad Media estaba bajo el dominio árabe y se conocía como Mayrit.

La ciudad estaba rodeada por una gran muralla, lo que entorpecía los planes de conquista de los reyes españoles, pero la suerte cambió en 1083, todo gracias a las habilidades que demostró un soldado.

Según la leyenda, un día de mayo, mientras las tropas cristianas del rey castellano Alfonso VI esperaban en silencio a otro lado de los muros de la ciudad musulmana, un valiente soldado comenzó a escalar la muralla de la ciudad de 12 metros de altura, con solo una daga en su mano y la agilidad propia de un gato. Una vez arriba quitó la bandera árabe, poniendo la bandera cristiana y reconquistando así la ciudad. Se dice que cuando el rey Alfonso VI vio al soldado trepando, exclamó que el soldado parecía un gato!

Credit: José Luiz Bernardes Ribeiro

EL APODO EN LA ACTUALIDAD

Muchos años más tarde, “gato” pasó a ser el apodo con el que se distingue a las personas nacidas en Madrid, y cuyos padres y abuelos también son naturales de aquí. Es decir, los gatos son los madrileños que descienden de varias generaciones de nacidos en Madrid. Hay desacuerdo en sobre cuántas generaciones exactamente, pero comúnmente se sostiene que deben de ser tres generaciones (¡pero de los dos padres y de los cuatro abuelos!)

OTRA TEORÍA DE POR QUÉ A LOS MADRILEÑOS SE LES LLAMA GATOS

Otra teoría, que es bastante menos interesante, también viene de la Edad Media, pero del período del dominio cristiano. Esta leyenda dice que para entrar por las puertas de la ciudad se tenía que pagar un impuesto. Como resultado, mucha gente escalaba el muro, al igual que los gatos, para evitar pagarlo.

porque a los madrileños se les llama gatos

Así que, aunque nunca podremos saber el origen exacto de este apodo tan curioso, ahora podrás entender por qué a los madrileños se les llama “gatos”. La próxima vez que vengas a Madrid, no hace falta que escales ningún muro, si quieres comportarte como un gato, asegúrate de alojarte en Cats Hostel Madrid ¡Haz click y reserva!

Menú